Panamá: más de cien mil jóvenes se perderán este año

18 de julio 2023

Les hablaba en estos días de investigaciones recientes de la Unicef y la Universidad de Panamá sobre educación pública panameña. Hoy, quiero referirme a un “cuello de botella que estrangula” nuestro sistema educativo en Premedia (7º, 8º y 9º grado). Al pasar de la educación Primaria a Premedia-Media comienza la “hecatombe” de nuestros estudiantes y hace aguas el sistema público educativo.

Este año, de cada 10 estudiantes que pasen de Primaria (1º a 6º grados) a Premedia, un estudiante quedará fuera de la escuela; otro se quedará en 7º grado repitiendo, otro pasará a 8º, pero no lo aprobará. Al final, solo siete (7) estudiantes aprobarán 8º grado para seguir a la Media (10º, 11º y 12º grado).

Dejaremos atrás al 30 % de los estudiantes. En porcentajes: el 19 % de los estudiantes de 7º grado pasarán de grado con materias sin aprobar, el 20 % de los de 8º grado pasarán con materias sin aprobar y el 10 % de los de 9º grado pasarán a la Media con materias sin aprobar. En la Media: el 22 % de los estudiantes de 10º y 11º grado pasarán de grado con materias sin aprobar; el 8 % de los de 12º grado tampoco aprobarán. Perdemos un 17 % de estudiantes en el camino de Premedia/Media. Se quedarán atrapados en ese “cuello de botella” estudiantes no aprobados, repetidores, que abandonan o pasan a adultos.

¿Qué empresa es exitosa, si pierde anualmente al 30 % de sus empleados? ¿Qué hospital funciona bien, si pierde cada año al 30 % del personal de salud? ¿Qué ejército gana batallas, si pierde en cada una al 30 % de sus soldados?

¿A dónde irán nuestros jóvenes panameños? A maras, NiNis, desempleados, etc. sin futuro. La sociedad panameña pierde competitividad, tendrá que conformarse con ser menos productiva, ofreciendo trabajo informal, al no tener a todos sus jóvenes bien preparados. O quizá nuestras empresas y las que vengan de afuera tendrán que importar algo de la mano de obra.

¿Cuántos estudiantes son? Según el Instituto Nacional de Estadística y Censo, INEC, tenemos unos 47 mil niños/as de primaria que no asisten a la escuela; a los que sumamos otros 56 mil jóvenes de 18 a 20 años fuera de la escuela sin terminarla; a los que se añaden los 192 400 estudiantes en riesgo grave de abandonar cada año la escuela. Una sangría de jóvenes que deja exangüe la juventud y el futuro productivo de Panamá.

Según el INEC, tenemos alrededor de un millón de niños y jóvenes en el Sistema Público Panameño, repartidos en educación Inicial-Primaria-Premedia-Media ¿Vamos a perder del 17 % al 30 % cada año de esos jóvenes? El INEC estima que casi 28 mil estudiantes reprueban cada año, aunque logramos graduar casi a 40 mil.

Estas líneas que escribo son para contribuir a ayudar. Hay factores que nos pueden ayudar a resolver el problema: un 64 % de estudiantes de Primaria asisten a centros sin Premedia, y al terminar la escuela deben buscar otro centro; 47 % de los estudiantes de Premedia asisten a centros que no ofrecen la Media; un 30 % de jóvenes de 15 a 18 años, que no asisten a la escuela, aducen como motivo que no ofrecen el grado en su comunidad. Aquí tenemos la oportunidad de ampliar planteles/aulas. Al no ocurrir esto en la enseñanza particular, produce inequidad social.

No creo que la culpa de estos resultados sea solo de los estudiantes o sus familias, ni solo de los docentes, ni toda del Meduca que siempre ha puesto sus mejores esfuerzos. Es un problema nacional, de todos los panameños. Como en la famosa obra del dramaturgo Lope de Vega, donde todos los habitantes se declararon culpables de la muerte del comendador del pueblo Fuente Ovejuna, ante la pregunta insistente del juez “¿Quién mató al comendador? Respondieron todos: Fuenteovejuna, Señor. ¿Quién es Fuente Ovejuna? Contestaron todos ¡Todo el pueblo a una!”. Si queremos un Panamá competitivo, productivo, que progresa, todos necesitamos resolver este problema. Es un lujo perder sin educar tantos niños y jóvenes. ¡Cuánto talentos se perderán!

Hay investigadores de la Universidad de Panamá colaborando en programas para maestros. Empresarios ofreciendo apoyo en comunidades. Estudiantes universitarios apoyando en verano a alumnos rezagados. Y usted querido lector, ¿qué podría hacer por esos niños/as rezagados?

Miguel Ángel Esbrí

Docente, Universidad de Panamá.

foto : internet

 

 

INTOLERANCIA JUVENIL

 

La intolerancia se define como la falta de habilidad o la voluntad de tolerar algo. La intolerancia en la juventud comienza cuando buscamos un grupo social en el cual encajar el cual se podría decir que nos da una identidad la cual adoptamos y también nos da forma de vestir, cual música escuchar y forma de hablar.

La intolerancia trae como consecuencia la discriminación dirigida hacia grupos o personas que pueden llegar a la agresión por el hecho de que estos piensen, actúen o simplemente sean de manera diferente. La intolerancia como un rechazo hacia las acciones de otras personas, por no compartir con los criterios que creemos propios.

Es evidente que no todos los jóvenes son violentos, ni toda la violencia que existe en la sociedad es protagonizada por jóvenes. Es cierto que la violencia aumenta de forma lenta e ininterrumpida entre los jóvenes y que esto se expresa no solo por los numerosos sucesos sino por su creciente aceptación como forma de encarar conflictos y problemas.

Aunque los seres humanos tienen la capacidad de dialogar, muchos jóvenes piensan que la mejor manera de solucionar un conflicto que involucra una ofensa, son los golpes; además de que la misma cantidad, piensa que es la mejor manera de mostrar que se tiene carácter, que se es enérgico. Es evidente que estas conductas son resultado de muchos factores donde interviene no solo la familia, sino también la comunidad y el estado.

La discriminación forma parte de la intolerancia que se vive día a día en los jóvenes, en todas sus formas y expresiones, es uno de los modos más comunes de abuso y violencia. Afecta a muchas personas cada día y es una de las más difíciles de reconocer. La discriminación y la intolerancia son conceptos estrechamente relacionados. La intolerancia puede manifestarse en una amplia gama de acciones a través de discurso de odio, causar lesiones físicas o incluso el asesinato.

La estudiante de Relaciones Publicas, Yarelis Gonzales, considera que la causa de la intolerancia en los jóvenes va en la crianza que se da en el hogar, en la comunicación y en la manera de corregir a sus hijos. Muchas veces una mala crianza por parte de los padres de familia es el resultado de que sus hijos sean agresivos y tomen malos pasos, señala Yarelis.

La intolerancia no es un fenómeno genético, no se nace intolerante o tolerante, sino que estos comportamientos son aprendidos ya sea dentro del hogar, socialmente o a través de experiencias vividas. Es entonces un producto de la socialización del individuo.

Por ejemplo, que un niño desde pequeño le han enseñado a odiar, a los miembros de otra religión, o que una persona de otra etnia haya alcanzado el puesto que queríamos antes que nosotros, estos y otros muchos comportamientos hacen que las personas se vuelvan intolerantes y racistas.

Para combatir la intolerancia ya consolidada se podrían endurecer las leyes para las practicas o se podrían dar más provecho a los talleres de reinserción social y en educación en los que se tratase la intolerancia y se abriese la mente de los que en su día fueron intolerantes.

Autor: Ernesto Rodríguez estudiante de periodismo

Imagen: internet

CHINA: EL PUENTE ROTO ENTRE RUSIA Y UCRANIA 

21-2-2023


Luego de la impactante noticia de la emisión por parte de la Corte Penal Internacional de una orden de detención contra Vladimir Putin, la novedad
que acapara la atención internacional no puede ser otra, que la visita de Xi Jinping a Moscú, en medio del lanzamiento previo de una “propuesta de
paz” de China, en relación a la guerra entre Rusia y Ucrania. Para nadie es un secreto que China fue el único país del planeta, que previamente fue
informado de la invasión a Ucrania; toda vez que esa fue la verdadera razón del viaje de Putin a China, en ocasión de la celebración de los
juegos olímpicos de invierno en Beijín, a pocos días del acto de fuerza militar.

Es evidente que la visita de Putin entonces, fue para buscar el apoyo incondicional de China, a la arriesgada aventura militar que emprendería,
prometiéndole a Xi Jinping, que realizaría una blitzkrieg o guerra relámpago, consistente en un paseo de tres días por Ucrania, a lo largo
del cual el pueblo ucraniano aclamaría a los soldados rusos como liberadores del nazismo y que culminaría con un triunfante desfile en la
avenida Jreshchátik en Kýiv, que haría palidecer a la que en 1938 hizo Hitler en Viena, cuando consumo el Anschluss o Unión de Austria
con Alemania.
No obstante, resulto que transcurrió un año y Putin no pudo honrar su promesa y lo que es peor, termino moviendo en contra de China y Rusia,
placas tectónicas, que darían al traste con el orden estratégico mundial existente; como lo son: la expansión adicional de la OTAN, con el ingreso
de Suecia y Finlandia a la misma y el rearme de Alemania y Japón. En paralelo, como si eso no bastara, a la fecha, en medio de la escalada
bélica del conflicto, se evidencia la incapacidad de Moscú de imponerse militarmente por medios convencionales, ante la resistencia del pueblo
ucraniano y del apoyo occidental con armamento cada vez más sofisticado, capaz no solo de detener la ofensiva rusa, sino de expulsar al
invasor de su territorio. Tal incontestable realidad, conmina a China, a salir a la palestra, ante la disyuntiva de prestar auxilio militar a su partner,

o promover una iniciativa, que reflote la posibilidad de un arreglo pacífico alconflicto.

Con todo, la situación de hoy no es igual a la del inicio de la invasión, momento en el cual, Ucrania se encontraba acorralada por la aplastante
superioridad militar rusa. La realidad actual se vislumbra como una encarnizada y peligrosa lucha, con visos de escalar e incluso con
posibilidades de derrame, lo que aconseja una negociación, solo que en condiciones muy diferentes a las del inicio de la actual guerra. En efecto,
hoy es Rusia la que busca un acuerdo por interpósito Estado, que en este caso es China, que ante la disyuntiva de terminar siendo objeto de
sanciones por Occidente en caso de proveer ayuda militar a Rusia y estimulada por la exitosa gestión para lograr el restablecimiento de
relaciones diplomáticas entre Arabia Saudita e Irán; decide tomarse en serio el papel de promotor de buenos oficios.
A primera vista, la acción china pareciera encomiable, sin embargo, no es posible olvidar que sale en auxilio de su aliado,justo en una coyuntura militar favorable a Rusia, la cual mantieneocupado gran parte del territorio ucraniano, lo que significa que su gestiónni es casual, ni es incuestionable, porque en el fondo lo que intenta esapuntalar un status quo territorial ilegal, toda vez que su propuesta no exige la retirada rusa de los territorios ocupados, como condición sine qua non, para iniciar una negociación, sino que al contrario, apuntala la actualcondición ventajosa de Rusia en el terreno.

 

Ciertamente, lo único novedoso de la propuesta china, que aun esta por constatarse, seria determinar si logra sentar sobre nuevas bases, la
negociación entre las Partes. Ello es así, porque se presume que estas deberán diferenciarse de las abortadas negociaciones anteriores, en las
cuales Moscú impuso, primero, que se realizaran en territorio no neutral, es decir en la beligerante Belarùs y segundo, algo insólito, mantener la
guerra por su parte en curso, ello es, sin mediar un alto al fuego, mientras se desarrollaba la negociación, para facilitar la imposición de un ultimátum.

 

La situación de entonces evoluciono, desde la exigencia del reconocimiento por Ucrania de la soberanía rusa en Crimea y de la independencia de las prefabricadas republicas populares de Donetsk y Lugansk; a lo que hasta la reciente propuesta china, de que Rusia no se sentaría a la mesa de negociación, a menos que Ucrania previamente aceptara la realidad sobre el terreno, develando el objetivo real de la invasión, el cual es apoyado por los partidos nazis, comunistas y fascistas de todo el mundo y de la propaganda china en su país, que como en su momento afirmo el premio nobel sudafricano, Desmond Tuto, eligieron el lado del opresor; por declararse “neutral”, en una situación de injusticia; al reproducir lo que la maquinaria de desinformación rusa difunde; peroque en esta oportunidad dejo al descubierto, que la guerra contra Ucrania,no se debía a la existencia de ningún régimen nazi en Kýiv , que ha tenidoseis presidentes electos, (argumento fatuo, porque de ser así, Estados Unidos podría esgrimir el mismo razonamiento contra Cuba, porque es
socialista); sino que simplemente era una guerra de rapiña dirigida a tomarse manu militari, territorios ucranianos que por 100 años (1922-2022) pertenecieron a Ucrania y que como tal fueron reconocidos por Rusia,como lo son: Donetsk, Lugansk, Zaporiyia y Jersón.

Tal estado de cosas mutaría hoy, en la medida que China lograra sentar a Rusia a la mesa de negociaciones, con la proclamación publica de Moscú, de
hacer concesiones de fondo. Sin embargo, la diligencia china, se demuestra lisiada, y hasta con visos de trampa, ya que la misma parte
de la premisa rusa, de que Ucrania se debe sentar a negociar admitiendola desfavorable realidad militar existente y ante la altísima posibilidad de
que, al no ceder Rusia en sus pretensiones, el advenimiento chino le permita acumular tiempo, para su reagrupación y rearme. En otros términos,
el papel chino en este conflicto no parece desinteresado, sino que más bien puede interpretarse como que está dirigido a favorecer a Rusia por
partida doble, lo que se compadece con la cereza del pastel, es decir, con el trato desigual que Jinpin le dispensa a Putin, a quien personalmente
visita y la videoconferencia que le propone a Zelenski, augurándose con ello que la sugerencia china se descarrile, por nacer con defectos
congénitos.

 

En efecto, la hoja de ruta china denominada: Documento de posición para una solución política de la crisis ucraniana, de antemano fue recibido con
reticencia por la Unión Europea, por no exigir de manera puntual, como lo hace la Asamblea General de la ONU, el retiro con anticipación de
Rusia de los territorios ucranianos ocupados y peor aún, colocar en el mismo plano al agresor y al agredido; con el subterfugio de que la invasión
rusa a Ucrania se produjo, porque Occidente no acepto, la exigencia rusa de replegar la OTAN a las fronteras de 1997, cuando hasta el más
despistado en política internacional, es consiente que ello implicaría, que Rusia impusiera por la fuerza en la tercera década del siglo XXI, la
doctrina Brèvnev de soberanía limitada, a todos los Estados de Europa central y del este, que en el siglo pasado, estuvieron bajo el control de la
Unión Soviética.
Por otro lado, aparte de la discusión sobre Ucrania, la cita es crucial, pues se desarrolla en un entorno que compromete seriamente la seguridad en el
Indo Pacífico, por lo que es evidente que la visita de Jinping a Moscú, apunta a la formalización de vínculos que profundizaran la alianza militar
de facto existente entre ambos países y la diplomacia siamesa que promueven internacionalmente. Tal es la importancia de la entrevista, toda
vez que en ella aparecen temas de obligatorio abordaje que tendrán que ser revisados. Entre tales temas destacan: el fortalecimiento de los diques de
contención militar estadounidenses contra China, como la maduración del Dialogo de Seguridad Cuadrilateral o QUAD entre Estados Unidos, India,
Japón y Australia, que desarrolla ejercicios militares conjuntos y el fortalecimiento de las capacidades conjuntas e inter operabilidad más
profunda, que procura la alianza militar AUKUS (Australia, Reino Unido y Estados Unidos). Se suma a lo anterior, los nuevos acuerdos y compras de
armamentos, como la dotación por Australia de cinco submarinos de ataque de propulsión nuclear, misiles de largo alcance para aviones y buques y
entre 58 y 100 aviones de combate F-35; para enfrentar el rearme chino, que este año aumentara su gasto militar en más de un 7% y los esfuerzos
de Estados Unidos e Inglaterra y sus aliados en el Indo Pacifico, deafrontar las demostraciones de fuerza del elefante blanco, que hay en el
Archipiélago Spratly entre Filipinas y Vietnam, y sus planes de implementar en Asia, una Doctrina Monroe con “características chinas”, al
igual que a las amenazas de invasión a Taiwán, la aplicación del Acuerdo de Cooperación Reforzada en materia de Defensa (EDCA) y la
construcción de cuatro nuevas bases militares de los Estados Unidos en Filipinas y al apoyo incondicional de China y Rusia a las aventuras
bélicas de Corea del Norte.


Otros temas de vital importancia a abordar serian: el rearme factico japones y la posible reforma del artículo 9 de su constitución, la construcción de la nueva base en la isla de Mage con instalaciones militares para albergar los portaviones estadounidenses y muy en particular, el reciente acuerdo de reconciliación entre Corea del Sur y Japón, luego de la cumbre Yoon- Kishida, pésimamente acogido por China, ante el temor de que ello despegue el camino para la incorporación deCorea del Sur al AUKUS. Por si ello no bastara, en tal reunión cumbre se tendrá que calibrar el significado del Acuerdo de Acceso Reciproco 8+(RAA) entre Japón e Inglaterra de fusión de planes de combate y despliegue de fuerzas en el suelo del otro y la reciente aprobación de laventa de armamento de los Estados Unidos a Taipéi por valor de 1.100 millones de dólares, en base a la política de ambigüedad estratégica y la
Ley de Relaciones con Taiwán de 1979, que obliga a Washington a la venta de armamento a Taiwán para la autodefensa de la isla en caso de amenaza
de ataque armado por parte de China. Por ultimo y no menos importante,estará en la mesa de discusión, la cuestión del rearme naval y aéreo del
mayor importador de armas del mundo: India, que reemplaza a Rusia como su principal suplidor de armamentos en favor de Francia y los
Estados Unidos, el cual intenta venderle aviones de combate de quinta generación F-35, que de concretarse significarían un serio reto para China.
En resumen, esta visita de Xi Jinping a Putin a un año de la invasión no provocada de Rusia a Ucrania, tendrá que ser valorada como histórica, ya
que consolidara la condición de Rusia como Estado satélite de Beijín, escaño previo a su futuro estatus de colonia; cuyo lamentable corolario en
este siglo será, en palabras premonitorias de Kissinger, el deslizamiento de las fronteras de China a Europa.

 

Por Euclides E. Tapia C. Profesor Titular de Relaciones Internacionales de
la Universidad de Panamá.

PSICOLOGÍA AMBIENTAL

Mgtr. Orlando A. Moscoso F., Psicólogo y docente universitario

“Dios perdona siempre; el hombre algunas veces, la naturaleza, nunca”.

El ser humano y la naturaleza.

 

La psicología ambiental es un campo interdisciplinario que se centra en la interacción entre las personas y su entorno.  En este sentido, podemos distinguir dos tipos de ambientes: el natural y el creado por el hombre o artificial.

La pregunta que surge es: ¿Es posible crear un ambiente artificial sin afectar significativamente el entorno natural?

La respuesta es categórica: Si es posible, siempre y cuando se cumpla con las especificaciones derivadas de un estudio de impacto ambiental.

Los proyectos de renovación urbana y de desarrollo vial, requieren cumplir con estos estudios; para garantizar que la expansión humana sea sostenible, en la medida en que sea menos agresiva y lesiva al ambiente.  El ser humano necesita de la naturaleza para sobrevivir y ésta necesita de él para su renovación y conservación.

La mayoría de los recursos naturales que necesita la humanidad para satisfacer sus necesidades vitales (alimentación, salud, vivienda, entre otras) son renovables; pero muchos consumidores humanos no le pagamos a la naturaleza lo que le hemos pedido prestado; mucho menos los intereses.

Si cortamos un árbol, debemos sembrar cinco; si utilizamos el agua para tomar o para cualquiera otro propósito, no debemos malgastarla ni contaminarla; cuando pescamos o cazamos, debemos hacerlo con mesura y por necesidad y no por capricho, afición o “hobie”, como se le llama ahora.

Vivimos en una sociedad de consumo, bombardeados por mensajes publicitarios que nos inducen inexorablemente a consumir productos y generar desechos contaminantes, con una actitud adictiva, incontrolada y hasta inconsciente, sin medir las consecuencias para nuestra salud ni para la de la naturaleza.

Es nuestro deber, como profesionales de la psicología, orientar a las personas para que asuman una postura más crítica y reflexiva con respecto a sus propios hábitos de consumo y adquieran el compromiso de mejorar su calidad de vida, sin malograr la naturaleza.

No olvidemos que: “la naturaleza y nosotros somos uno”; estemos en paz con ella y con nuestra propia conciencia, aprovechando los recursos que nos ofrece, sin caer en excesos ni abusos.

Concordamos con Mario Moreno “Cantinflas” que “la ciudad más limpia no es la que más se barre, sino la que menos se ensucia”.

“No hay camino para la paz, la paz es el camino”.  Gandhi

foto : Internet

 

Y DESPUÉS DE NAVIDAD ¿QUÉ?

Por: Orlando A. Moscoso F.

Psicólogo

 

            La Navidad para nosotros, al igual que para la mayoría de las personas que creen en ella, es una época muy especial, propicia para la reconciliación, el perdón, el recogimiento, la meditación y para la evaluación y redefinición de nuestra filosofía de vida, la cual debe estar fundamentada en una escala de valores que guíe todas nuestras acciones.

            Para el buen cristiano la Navidad significa el gran reto de retomar las enseñanzas de Cristo y multiplicarlas en sí mismo, a lo largo de su propia vida.  Navidad es proponerse ser mejor cada día y despojarse de actitudes y sentimientos mezquinos y egoístas.

            Pero navidad también es evitar los excesos y no concebir el nacimiento de Jesús como un acontecimiento propicio para regalarnos solamente cosas materiales y comer y beber en exceso, como si no lo fuéramos a hacer nunca más.

            La vida de Jesús nos demuestra todo lo contrario y nos orienta hacia una vida austera y sin excesos.  Nos modela un estilo de vida sencilla, humilde, sin mayores alardes de lo que “tenemos” o “podemos”.  Él, que lo podía y lo tenía todo, nos enseñó que lo más importante no era ostentar el poder y la gloria, sino compartirlos con nuestros semejantes.  Eso es la Navidad.

            Quizás por costumbre o tradición, muchas personas consumimos todos los ahorros, generados a través del esfuerzo y los sacrificios de todo un año, en una semana o, mejor dicho, en dos días, Navidad y Año Nuevo.  ¿Y después qué?  A empezar de nuevo y a repetir la historia año tras año, sin ni siquiera preguntarnos, por ejemplo, ¿tiene sentido continuar celebrando la Navidad de esta manera, en esa magnitud y de manera individualizada y egoística? o ¿debo compartir con otros que no pueden, como yo, celebrar la Navidad?  ¿Vale la pena que me gaste en uno o dos días todos los ahorros que con muchos sacrificios he podido acumular durante todo un año?, o ¿debo mantener cierta cantidad ahorrada para satisfacer otras necesidades o contingencias y fortalecer, consecuentemente, el hábito del ahorro?

            Pareciera que la Navidad es para nosotros como una carrera de competencia, en la cual se medirá quién gasta o consume más.  Pienso que este no fue el mensaje de Jesús, por cuyo nacimiento celebramos la Navidad.  Hemos tergiversado sus enseñanzas.  Tiene sentido que, por la importancia y trascendencia que reviste el nacimiento de Jesús para los cristianos, celebremos y compartamos, pero no al grado ni de la manera en que lo hacemos muchos.

            Por otro lado, pareciera ser que sólo en tiempo de Navidad debemos compartir, perdonarnos y no hacer la guerra (tregua de Navidad), ¿y después qué?  Seguimos igual y a veces peor que antes.  Entonces no hemos aprendido lo fundamental de la Navidad, quiero decir de la vida y obra de Jesús.  Es como si ser bueno o mejor de lo que somos, estar en paz, perdonar, compartir y alegrarnos con los demás, fuera una condición temporal, sin posibilidad de que adquiera carácter de permanencia.

            Toda persona puede ser mejor de lo que es si se lo propone con voluntad y determinación.  La Navidad es una época propicia para empezar a hacerlo, si no hemos empezado ya, para no quedarnos allí estancados, sin renovarnos y depurarnos.  El cambio debe ser permanente y continuo.  Pero es que el que no cambia no sólo se estanca, sino que retrocede, porque el mundo sigue su evolución y nos deja atrás.

            Que cada Navidad nos permita reflexionar sobre lo que somos hoy y lo que queremos ser mañana y que el Nuevo Año se convierta en esa gran oportunidad que tenemos para serlo.

El sentido de la vida. Evocando a Víctor Frankl

Mgtr. Orlando A. Moscoso F., psicólogo y docente universitario

(V-18-nov-22)

 

Víctor Emil Frankl, neurólogo, psiquiatra y filósofo austriaco, conocido como Víctor Frankl, nació en Leopoldstadt, Viena, Austria, el 26 de marzo de 1905 y murió el 2 de septiembre de 1997 en Viena, Austria. Sobrevivió desde 1942 hasta 1945 en varios campos de concentración nazis, incluidos Auschwitz y Dachau.

La experiencia de Frankl, su familia y muchas otras personas que fueron víctimas de los Campos de Concentración nazis, los obligó a desarrollar una resistencia casi sobrehumana para poder sobrevivir a las condiciones prevalecientes en los mismos.

Algo similar nos está ocurriendo actualmente por efecto del COVID-19. La Cuarentena, originada por el mismo, nos ha obligado a ser más creativos, innovadores y solidarios y, por lo tanto, a encontrarle más “sentido a nuestras vidas”

Frankl, en sus obras, particularmente en “El hombre en busca de sentido”, postula que el ser humano atraviesa por una serie de “angustias existenciales”, relacionadas con la vida y la muerte, el amor y el trabajo.

"El hombre se autorrealiza en la misma medida en que se compromete al cumplimiento del sentido de su vida" (Frankl, 1946).

Durante esta pandemia, de la cual nadie puede alegrarse, hemos tomado más conciencia del potencial humano para superar las dificultades que presenta la propia existencia. Por ello hemos descubierto destrezas o talentos y/o realizado actividades como nunca antes o mejor que antes, tornándonos más innovadores y creativos y, en muchas ocasiones más solidarios y colaboradores con nuestros semejantes.

En términos de la logoterapia de Frankl y evocando sus principios, hemos desarrollado la “libertad de voluntad”, la “voluntad de sentido” y el “sentido de vida”; los cuales nos han permitido enfrentar y sobrevivir a los efectos del COVID-19 y nos ha quedado una gran lección: no debemos esperar a estar en desgracia o en tiempos difíciles para ser solidarios con los demás, para ser creativos e ingeniosos, tenemos que descubrir el potencial que tenemos y utilizarlo diariamente en nuestras actividades domésticas, laborales y sociales.

Sobre lo anterior, se ha comprobado que el ser humano utiliza apenas un 10 % de su capacidad cerebral total y las preguntas que caben son: ¿por qué?; ¿qué pasa con el potencial residual? Acaso, ¿estamos involucionando, en lugar de evolucionar, por falta de uso de nuestros atributos?

 

Amigo lector, encuentre usted mismo respuesta a estas interrogantes y replanifique o renueve su vida.

Foto de : PsicoActiva.com

Saber pensar, esperar y ayunar: la trilogía del éxito

Autor: Mgtr. Orlando A. Moscoso F.

 

Herman Hesse, escritor y pintor alemán (Premio Nobel de Literatura), escribió en 1922 Siddhartha, una obra que relata pasajes y enseñanzas de ese gran conductor espiritual, fundador del Budismo, Siddhartha Gautama (Buda).

Según Buda, las relaciones interpersonales son una enorme fuente de satisfacción y felicidad, pero al mismo tiempo son la principal causa de insatisfacción e infelicidad.

La Parábola Budista nos enseña que para ser feliz debemos “aprender a ignorar a esas personas que nos hacen infelices”.

El “nirvana” o iluminación representa la “total y absoluta ausencia de pensamientos adversos”; lo que en psicología actual (Terapia Racional Emotiva Conductual o TREC) conocemos como “eliminación de pensamientos o ideas irracionales”.

En la obra de Hesse, su personaje Siddharta (Buda), nos enseña que para tener éxito en la vida y lograr nuestros planes y propósitos, debemos aprender a “pensar”, “esperar” y “ayunar”.

Pensar: Para tomar decisiones acertadas y oportunas, ante las circunstancias que la vida nos presenta. Analizar posibilidades, cursos de acción, posibles consecuencias a favor o en contra de nuestros planes.

Esperar: Implica aprender a ser paciente, no precipitarse, recordar que “el que va despacio, llega lejos” (“chi va piano, va lontano”). En la vida existen procesos y situaciones que ocurren con cierto ritmo y con frecuencia no es saludable alterarlo.

Ayunar: Serge Reynaud de la Ferriere (fundador de la Gran Fraternidad Universal-GFU) ayunó durante 40 días, igual que lo hizo Jesús. El ayuno, que no solo se refiere a la comida, es beneficioso pata el cuerpo y la mente, pues los purifica.

Cabe formularse las siguientes preguntas: ¿Cuántas veces nuestros planes han fracasado porque no los pensamos suficientemente, o porque no consultamos con quienes, por su experiencia y madurez, pudieron habernos orientado hacia la toma de decisiones acertadas. ¿Cuántas veces no hemos logrado nuestros objetivos por no saber esperar, o no saber ubicar pacientemente el momento oportuno para actuar? ¿Cuántas veces nos han manipulado porque teníamos hambre o porque el hambre misma nos ha llevado a actuar apresuradamente, sin medir las consecuencias de nuestros actos?

Las respuestas a estas interrogantes las debe formular cada lector, después de un autoanálisis exhaustivo sobre lo que estamos haciendo con nuestras vidas, determinar en dónde estamos hoy y precisar dónde queremos estar mañana.

Foto: Definición ABC